Entre el martes y el miércoles de la semana pasada , Google celebró una serie de conferencias, en lo que fue el evento para desarrolladores de su smartphone modular Ara .

He aquí algunos hechos interesantes de la conferencia y del proyecto de Google.

Desarrollado por un pequeño grupo dentro de la compañía llamada ATAP cuyo personal tiene los ingenieros de la antigua DARPA y algunas de las mentes más brillantes de Google, Ara es un proyecto cuyo objetivo es hacer un smartphone modular inteligente . Si alguna vez el proyecto tiene éxito, éste sería el ” teléfono inteligente definitivo “, ya que seríamos capazes de cambiar todos los componentes, desde la cámara a la pantalla, la batería, por lo que siempre dispondríamos  del teléfono de nuestros sueños.

proyecto-ara-2

Para ATAP y Google, el objetivo es construir un dispositivo que hará que el teléfono inteligente esté al alcance de los miles de millones de personas que no pueden permitirse un iPhone, Galaxy S5 o un HTC One. Sin embargo, existen enormes obstáculos por todas partes y, ATAP, está trabajando en una línea de tiempo increíblemente rápida para transformarse en un producto que la gente puede comprar ( los ingenieros aún tienen un año para que sea real ). El proyecto Ara está trabajando para lograr el teléfono inteligente modular y que no se convierta en algo más que un bloque de cubos de Lego esperando que esto pueda cambiar el mercado para siempre  modificando los nuevos tipos de producción, nuevas formas de compra y venta, y nuevas formas de comunicación entre los productores y los consumidores.

De acuerdo con lo que se ha puesto de manifiesto durante la conferencia, el modelo base para el teléfono inteligente (con los componentes esenciales) debe tener un coste que es alrededor de 50$. El mayor problema, ahora, es encontrar un gran sistema de  fabricantes de hardware para los componentes modulares que puedan garantizar los requisitos de los usuarios.

proyecto-ara-3

ATAP debe superar los retos que son poco menos que increíbles. Desde mucho antes de que el iPhone fuera puesto en el mercado, la tecnología móvil ha registrado una marcha inexorable hacia la integración . Poner tantos componentes en un solo circuito, o incluso un solo chip, asegura beneficios que son imposibles de ignorar . Ahorro en la vida de la batería, peso, diseño y costo, para nombrar unos pocos.

Un gran problema que se está tratando de resolver está relacionada con la distancia entre los componentes . El hecho de tener varios componentes, físicamente distantes unos de otros, conduce inevitablemente a una disminución en el rendimiento . Por esta ATAP está planeando introducir un nuevo estándar de comunicación llamado UniPro , que debería proporcionar beneficios similares a los que actualmente existen. Este razonamiento, sin embargo, no funcionaría para la memoria RAM , que debe ser necesariamente insertada en el mismo módulo que el procesador .

proyecto-ara-4

Los módulos Ara necesitan una manera de comunicarse con el resto del teléfono, pero los contactos físicos son a menudo sucios y poco fiable . Así que en vez de utilizar “interconexiones capacitivas”, que son inalámbricas y teóricamente más fiable, especialmente a altas velocidades. Las almohadillas capacitivas ayudan para ahorrar espacio en los módulos, ya que son más pequeños que el pasador físico.

Finalmente, en cuanto al problema de la colocación de los módulos , que no utilizan conexiones físicas (porque son frágiles y poco prácticas), utilizan imanes electro-permanente . Es una especie de cruce entre un imán permanente y un electroimán, que tiene dos estados diferentes (“estado On” y “Off”). Paul Eremenko , que dirige el proyecto, explica que este tipo de tecnología tiene un comportamiento pasivo, lo que significa que desde el punto de vista práctico no hay consumo , ni en el estado activo, ni en el pasivo. Para pasar de un estado a otro sólo tiene que utilizar una aplicación sencilla , mientras que una fuerza de unos treinta Newton mantendrá los bloques conectados durante el modo online.

proyecto-ara-5

En cuanto a los problemas con el software, Android actualmente no soporta el hardware dinámico , los ingenieros están aplicandose para producir una versión compatible con Ara a finales de este año. El equipo está trabajando también para crear plantillas personalizadas para el cuerpo a través de una impresión en 3D en colaboración con 3D Systems, con el fin de complacer a los usuarios también en términos de diseño.

Se espera que el proyecto Ara, al menos en fase beta vea la luz en enero de 2015 . Según Eremenko, este es un punto de inflexión diferente de los teléfonos inteligentes, donde finalmente el OEM no tienen el monopolio de la toma de decisiones , pero va a ser el mismo usuario quien decida cómo va a ser su teléfono. En cuanto a la comercialización Google tiene la intención de proporcionar todos los componentes, y el exoesqueleto directamente en sus tiendas.